Descripción

Este plato llamado «revuelto gramajo» se define como una delicia culinaria, ya que sus ingredientes pueden ser vistos en perspectivas individuales diferentes, pero juntos es un gusto al paladar, el revuelto clásico se elabora a base de papa, jamón y huevo.

Historia del plato

La primera teoría nos traslada a un restaurante de nombre Río Bamba, en el cual Horacio Gramajo y Arturo se encontraban juntando ingredientes, y en medio de dicha labor, nació la idea de mezclar papas cortadas con jamón y huevo.

Sí, así de la nada. Dándose cuenta que habían creado un excelente platillo, del cual la receta se fue expandiendo por todo el país, hasta convertirse en un plato típico.

Ahora bien, aunque la anterior teoría tiene buen argumento, existe otra que parece más una leyenda y si bien ya se ha aclarado que pertenece a un libro; no deja de ser interesante leerlas.

Tal historia nos lleva al año 1880, momento en el que nuestro protagonista ―Artemio Gramajo―, un coronel de gran renombre que tenía como amigo a un general denominado Julio Roca, de quien era socio de un club en el cual Artemio pasaba noches jugando con las distintas máquinas de apuesta; y donde se dice, ―sin dar muchos más detalles―, que se originaría el famoso platillo.

Siendo así como el revuelto gramajo tiene como historia una teoría y una leyenda sacada de un libro. Pero a pesar de que su origen no está del todo claro, lo que si es evidente es que uruguayos y argentinos siempre agradecerán la creación del plato, que los ha ayudado y saciado por generaciones.